12 de mayo de 2018

Educación a ciclistas - Se une la Policía Municipal a un plan preventivo


En Mérida los accidentes viales ocurridos en ciclistas van en aumento, ya sea por descuido de los mismos o por imprudencia de otros conductores.

Debido a ello, la Policía Municipal de Mérida realiza el programa “Guío, aprendamos el uso correcto de la bicicleta”, el cual busca enseñar a los niños sobre los derechos y obligaciones de los ciclistas.

“Es un programa donde jugando se aprende, ya que los niños interactúan con juegos como las canicas, pintar y, además, conocer los señalamientos de tránsito”, declara Héctor Humberto Durán Pérez, encargado del programa.

Para ello hay un área en el Parque Zoológico del Centenario habilitada para que los niños puedan conocer las formas correctas de manejar una bicicleta, dar la vuelta y algunas señales que, de manera corporal, ellos deben realizar al estar en uno de esos vehículos.

Como punto importante, hay que recordar que la bicicleta es considerada como un vehículo menor en el Reglamento de la Ley de Tránsito del Estado de Yucatán.

Este dato se menciona en el artículo 2, fracción LX, de esa normativa.

“Al estar sobre una bicicleta hay que estar conscientes de que podemos sufrir un accidente, nadie está exento de ello; por tal motivo, hay que evitar ciertos distractores, como el uso del teléfono celular, manejar bajo los influjos del alcohol o alguna droga”, manifiesta Durán Pérez.

Desde las aulas

Debido a que la niñez y la adolescencia son consideradas edades claves en el aprendizaje es como surge este programa de la Policía Municipal, que va a la par de la iniciativa aprobada en el Congreso del Estado.

Aquella consiste en una serie de reformas a la Ley de Educación y a la de Tránsito y Vialidad, con la cual se establece que desde el nivel preescolar y hasta la educación media superior se incluya la educación vial, para evitar el aumento en los incidentes viales.

Aunque también hay que dejar en claro que al manejar una bicicleta se deben tener los cuidados pertinentes, como portar el debido equipo de seguridad (como chaleco reflejante o fosforescente, el casco y rodilleras), además de guiar siempre con precaución y nunca de manera imprudente.— José Alberto Guerrero Silva

Vida Fraterna platicando con Don Miguel Cruz Trujeque sobre Seguridad y Educación Víal

La importancia de la educación vial en los niños


Los accidentes ocurren y no siempre podemos prevenirlos, pero una buena educación vial desde edades tempranas no solo crea una conciencia más profunda acerca de la seguridad en la carretera (tanto como conductor como peatón) sino que proporciona información acerca de las normas de tráfico.

Por su parte, el conocimiento general de las normas de circulación por parte de toda la población hará que cada persona sepa lo que ha de hacer en cada situación evitando así las acciones inesperadas para el conductor o peatón. Este tema nos resulta de necesario tratamiento en las escuelas.

Enseñando a ser peatón y usando el cinturón de seguridad
Estos dos aspectos son quizá los más visibles para un niño que comienza a andar y a comprender el significado de “seguridad vial”. Sin embargo desde casa, como todo, comienza la educación vial.

Muchas veces con las prisas decidimos saltarnos semáforos en rojo como peatones (o incluso como conductores en algunas ocasiones). Miramos a un lado y a otro, vemos que no viene nadie y corremos de una acera a la otra. Incluso lo hacemos delante de nuestros hijos y les recalcamos que lo que estamos haciendo está mal, y sin embargo lo hemos hecho. Nos encanta la frase “haz lo que yo digo y no lo que yo hago”, pero queda más que demostrado que el ejemplo es la mejor forma de inculcar los valores. Las palabras se las lleva el viento, pero los hechos quedan en la retina.

Pues este es el primer paso: jamás cruzar en rojo con nuestro hijo (y preferiblemente cuando estamos solos tampoco) y siempre llevar puesto el cinturón de seguridad.

Muchos niños se quejan cuando se les pone el cinto, pero debemos de recalcarles que el cinturón es tan necesario ponerlo como lo es ducharse todos los días. No es una opción, es un deber.

Enseñando a ser conductores responsables
Aunque parezca algo imposible, nuestra forma de ser al volante va a condicionar a nuestro hijo, no solo en su futuro como conductor, sino en la concepción de lo que significa la carretera.

Hemos de hacerles conscientes de las responsabilidades que un conductor ha de tener antes, durante y después de conducir. Con esto nos referimos al uso del casco, la buena alimentación para poder estar alerta y mantener la atención en todo momento, evitar coger el coche en condiciones de estrés, realizar descansos y no ponerse al volante cuando uno siente sueño o fatiga, controlar la velocidad y adecuación a las normas viales, etc.

De esta forma nuestro hijo observará, por ejemplo, que tras varias horas de conducción es necesario pararse a estirar las piernas, tomar azúcar y descansar algunos minutos. Este hecho hará que valore su seguridad y la de los que lo rodean.

Obviamente y no hace falta mencionarlo, nunca, jamás y bajo ningún concepto conducir bajo la influencia del alcohol, drogas o medicamentos que expresamente indiquen la imposibilidad de estar tras el volante.

Enseñando el impacto medioambiental del tráfico
Los gases nocivos que un vehículo cualquiera emite al medioambiente son una realidad que está siempre muy presente y que todos los países tienen como objetivo anual: la reducción de emisiones.

Cada ciudadano es también responsable de estas emisiones en mayor o menor medida y por ello debemos de ser consecuentes y evitar el máximo de emisiones que nos sea posible. Hemos de enseñar que siempre es mejor emplear el servicio de transporte público que el coche particular y que para trayectos cortos es mejor emplear medios que no generen gases nocivos (andando, bicicleta, patines…).

Tengamos siempre presente que vivir en la Tierra es solo un préstamo y que debemos devolverla tal y como la encontramos a las generaciones venideras.

1 de mayo de 2018

HISTORIA DE LA CLASE OBRERA 1906: la huelga de Cananea


En esa lucha, parecida a la de los obreros textiles de Río Blanco y sus familias, de forma elemental la clase trabajadora empezó a entender que el trabajo tenía un mayor valor del que el patrón paga por él, y que las condiciones en las que laboraban debían ser otras, no tan salvajes. Los mineros de entonces comprendieron que debían luchar si querían conseguir un cambio.

También comprendieron que tenían que romper con la ingenuidad de pensar que, sólo ante su reclamo, el patrón comprendería y les otorgaría sus derechos.

Debieron ver con sus propios ojos su desprecio ante la seriedad de sus desesperadas peticiones, para comprender que debían reforzar la organización y tomar medidas más duras como la huelga, e incluso extenderla a las demás minas o textiles, según la lucha en cada empresa.

De las peticiones a la huelga

Aquel 1º de junio de 1906 comenzaron su justa lucha en la mina Cananea Consolidated Copper Company. Los mineros dejaban su vida en extenuantes jornadas de 14 y 16 horas diarias sin días de descanso.

Sus contratos incluían los abusos de autoridad de los empleados de privilegio, jefes y carceleros, con el inhumano maltrato que debían padecer de manos de esos lacayos estadounidenses del también estadounidense patrón.

Ese día los mineros habían decidido ir a pedirle las mejoras al patrón, pero con el correr de las horas y ante la rotunda negativa del Sr. Greene, se fueron sumando cada vez más y más almas con sus cartelones en alto que rezaban: “cinco pesos, ocho horas”. Para las 10 de la mañana era tal la rabia acumulada que la huelga estalló.

Tan pronto se paralizó la mina, el patrón espantado y temeroso llamó al jefe municipal, éste al gobernador de Sonora, y siguieron los llamados hasta el presidente Porfirio Díaz. El empresario y sus sirvientes al mando del país, estados y municipios, entendieron bien claro el mensaje, y con prisa comenzaron a prepararse, pero no para dar a los trabajadores lo que pedían. Decidieron ahogar la protesta.

Entre los mineros, algunos de sus líderes fueron militantes del Partido Liberal Mexicano, fundado entre otros por Ricardo Flores Magón, que desde hacía tiempo tenían claro su fin de acabar con el régimen dictatorial y asesino de Díaz, y entendían que debía despertar la clase obrera para librar la insurrección armada que los podría llevar a conquistar tal fin.

Eran los tiempos del porfiriato, cuando los empresarios extranjeros gozaban de grandes privilegios (como ahora). Porfirio Díaz venía persiguiendo hacía tiempo a los magonistas. Y las compañías de capital extranjero contaban con todo el apoyo armado dictatorial para salvaguardar a sangre y fuego sus intereses.

Se extiende la lucha

Desde la mina de cobre más importante de la región, se había comenzado a hacer circular un volante con nuestras peticiones en el resto de las minas. Los trabajadores de Cananea ya no estarían solos porque todas las minas del mismo patrón entraron esa mañana en huelga. Como reguero de pólvora se habían extendido nuestras demandas despertando en otros la misma conciencia.

Ya eran miles de mineros en lucha. Y aunque el estar unidos sin dudas los fortalecía y era una condición elemental para la lucha, veremos que no fue suficiente.

Unos 2,000 mineros decidieron marchar por las calles del pueblo expresando su reclamo y el repudio a la negativa del patrón. Sus esposas corrieron a las escuelas y sacaron a sus hijos a la calle formando un cortejo al paso de los mineros, al que se sumaban los demás pobladores en apoyo. Sus reclamos eran justos y ése era el reconocimiento.

La represión

En el recorrido de la pacífica protesta, al pasar a un costado de la tienda de raya, los hermanos Metcalfe, gerentes del odiado lugar –símbolo de la miseria con la que los sometían a alimentar a sus familias–, primero se burlaron arrojándoles agua para luego empuñar sus fusiles junto a los trabajadores estadounidenses, y desatar la balacera sobre los mineros que estaban desarmados.

Mataron a dos e hiriendo a muchos. El odio acumulado por los trabajadores en lucha respondió y los estadounidenses también tuvieron sus bajas.

La reaccionaria hueste que defendía al patrón persiguió a los mineros en lucha expulsándolos hacia la serranía. En el camino de la huida quemaron cinco depósitos de madera, un depósito de semillas, otro de forrajes y el edificio de la maderería donde aquellos laboraban.

Los empresarios de la región no podían permitir una sublevación, no podían dejar que sus intereses se vieran cuestionados, y entonces se unieron para acabar rápidamente con la amenaza, aleccionar al pueblo y a los obreros de las otras minas.

El entonces presidente de Estados Unidos, Theodor Roosevelt, estuvo al tanto. Desde el estado de Arizona enviaron a sus rangers a controlar la situación pisoteando la soberanía del país pues para los capitalistas no hay fronteras que detengan sus ganancias. El 2 de junio entraron armados a México para custodiar la tienda de raya y las instalaciones del capital estadounidense. Entonces los mineros en lucha fueron perseguidos, asesinados los que se resistieron, todo con el apoyo de la policía rural porfirista. El 3 se declaró ley marcial en Cananea y así terminaron por controlar la huelga encarcelando a los líderes mineros en la prisión política de San Juan de Ulúa, Veracruz.

El 6 de junio un silencio gris, con olor a rojo recorría las minas y la actividad volvió a la normalidad.

Ellos parecían haber triunfado, pero las contradicciones del régimen dictatorial porfirista ya eran profundas, expresaba la combinación entre formas capitalistas y pre-capitalistas en momentos de un inicial desarrollo industrial en América. Un movimiento obrero super explotado, un territorio expoliado por capitales extranjeros, un movimiento campesino en condiciones semiesclavas y enormes sectores esclavizados; condiciones que la burguesía terrateniente de la época y sus políticos mantenían bajo férreo control. Esta huelga minera fue así, uno de los antecedentes de la Revolución Mexicana.

Lecciones de ayer para las luchas de hoy

Con el paso del tiempo esos explotadores han cambiado de nombre, dando continuidad a la explotación para los mineros y trabajadores en el país. Sin embargo, los obreros cuentan con esta tradición de lucha y pueden demostrar su fuerza traducida en organización frente al azote de la patronal.

La historia de la huelga de Cananea se actualiza con los últimos acontecimientos de este año, después de la muerte de tres obreros que murieron aplastados en la zona de descarga de materiales, a inicios del pasado mes de mayo en la mina Buenavista del Cobre.

Los obreros de la mina denunciaron los salarios de hambre, así como las extenuantes jornadas laborales que mantiene la patronal con más de 12 horas. Pero esa tradición de lucha ha sido un valioso patrimonio para su clase, y después de una asamblea demostraron que con la organización pueden imponer sus demandas dejando abierta la posibilidad de poder avanzar aún más, en la tarea de ganar el conjunto de demandas y conquistas.

Así, la clase trabajadora puede echar mano de estas importantes lecciones históricas, para prepararse y estar en mejores condiciones frente al enemigo; los partidos que gobiernan al servicio de los empresarios, todos ellos viviendo del trabajo ajeno y el conjunto del sistema capitalistas que sólo ofrece hambre, barbarie y explotación.

¿Por que se celebra el día del trabajo?


Gracias a lo que pasó en un distrito de Chicago, las jornadas laborales se redujeron a ocho horas al día. Hace ya 130 años cientos de miles de personas de esta ciudad decidieron juntar sus voces e iniciar una huelga con el objetivo de reducir el horario de los trabajadores. Esto ocurrió el 1 de mayo de 1886, lo que ahora se conoce como Día del Trabajo , en Haymarket Square, una plaza de la localidad que se convirtió en icono de las protestas.

Lo que hoy en día es un barrio tranquilo lleno de tiendas, cervecerías, apartamentos y restaurantes, fue hace un siglo el escenario de una de las manifestaciones más importantes de la historia. Aunque, como suele ocurrir en los grandes acontecimientos, acabó en tragedia.

El 4 de mayo, tres días más tarde de la primera huelga, se produjo un hecho que cambió la naturaleza de las revueltas, que pasaron de pacíficas a violentas. Una persona (todavía se desconoce quién fue) lanzó una bomba que acabó con la vida de al menos siete policías.

Esta acción tuvo como consecuencia la represión por parte de los agentes hacia los activistas anarquistas que organizaron la reivindicación. Finalmente, ocho de ellos fueron llevados a juicio y condenados a penas de prisión y muerte. Cuatro de estos ocho procesados terminaron sus días en la horca. No llegaron a disfrutar del Día del Trabajo por su acción.

Actualmente, la plaza Haymarket sigue siendo un lugar con mucho significado, donde se sigue manifestando la gente cuando hay protestas sociales. El diario New York Times calificaba así la importancia de este lugar: “Su significado tiene que ver con la libertad de expresión, el derecho a manifestarse, el trabajo organizado, la lucha por la jornada de ocho horas y el derecho de todo ser humano a conseguir una próspera e igualitaria vida”.

Sin embargo, apenas una estatua y una placa recuerdan la hazaña de los activistas que dieron su vida para conseguir un derecho de los trabajadores que permanece vigente. La placa conmemorativa en honor a “los ocho mártires” cuelga de uno de los muros de la plaza, en la que se puede observar el símbolo anarquista.

En cuanto a la estatua, representa a los obreros de las fábricas que se sumaron a la huelga aquel Primero de Mayo, subidos a un vagón para que la gente pudiera verles. Este homenaje ocupaba un espacio de Haymarket Square hasta que fue trasladada al parque Union Park, a unas manzanas de allí. Además, esta emblemática plaza, paradójicamente, queda a tan sólo diez minutos del hotel de Trump (Trump International Tower), uno de los edificios más famosos de la ciudad.

Hoy en día, el Día del Trabajo se celebra internacionalmente el 1 de mayo y constituye uno de los derechos fundamentales de los trabajadores.

27 de abril de 2018

El 30 de abril es el día del Niño en México


En México, es de costumbra de dar regalos a los ninos y para las poblaciones más necesitadas se distribuyen juguetes.

En todo el país se organizan actividades culturales y de entretenimiento así como eventos de carácter artístico para promover el bienestar y los derechos de los niños.

Cada ciudad tiene diferentes actividades para celebrarlo y año con año tendrás al menos una docena de opciones para llevar a tus hijos a pasar un buen rato.

Cada ano, se realiza la Feria del Papalote, en donde los niños pueden llevarse sus propios papalotes para volarlos o de igual manera pueden acceder a los talleres.

También hay otra actividad para celebrar el día del niño, como conciertos en conjunto con artistas como Alex Syntek. La idea es entretener, divertir a través de la música, que sea un evento de alegría, así como difundir algo más importante que el Día del Niño, que es estar consciente de los derechos de la niñez, porque evidentemente hay una gran cantidad de infantes que se encuentra en condiciones difíciles.

No te pierdas tampoco las presentaciones de obras de teatro, baile, talleres, narraciones, exposiciones y murales colectivos que tienen lugar en las ciudades de la Republica.

Ideas de regalos para tu niño
Se acerca el Día del Niño y quieres llevar a tu(s) hijo(s) y sobrino(s) un regalo.

Pero que regalo comprar y cuanto dinero gastar en este regalo ? Es el día del niño y no un cumpleanos : no tienes que gastar 1 000 pesos en este regalo. Es facil complacer a un niño antes de los 10 años. Pueden ser feliz con una rama de arbol y jugar todo el día con eso. Solo hay que convencerle que es magica o que viene del espacio. Pero bueno no seas tan codo ! Hay regalos bien baratos que hicieron más feliz tu hijo(s) y sobrino(s).

Lo que tienes que tener en mente cuando buscas un regalo para el día del niño es el edad del niño. No vas a ofrecer el mismo tipo de regalos a un niño de 4 años y a un niño de 10 años. Si le regalas un muñeco a tu sobrino de 9 anos.

Un regalo que siempre se agradecerá y recordará es un bicicleta, comprele una que se adapte a su edad y estatura ya que hay de varias rodadas, puede ser de iniciación sin pedales, de rodada 12, rodada 16 y rodada 20 con estabilizadores laterales mientras aprende a manejar su bicicleta... Muchas suerte y feliz día del niño!

25 de abril de 2018

Le roba la bicicleta al ladrón que se la robo antes a ella!


Jenni Morton-Humphreyses una joven ciclista residente en Bristol, Reino Unido amaneció un día con la desagradable sorpresa de que un ladrón le arrebato su bicicleta cuando la dejo candada.

Jenni publico en el grupo de Facebook Bristol Cycling un mensaje contando lo que le había ocurrido solicitando ayuda a los usuarios. Un usuario del grupo le informo de que había visto su bici a la venta en una pagina de artículos de ocasión por 900 euros.

Jenni trazo un plan con el usuario que le aviso para quedar con el ladrón y le escribió interesándose por su propia bici para comprársela. Entonces Morton-Humphreyses pidió ayuda a la policía que se negó a acompañarla y le desaconsejó que continuase con su plan. Pero Jenni no se dio por vencida y se presento a la cita con el ladrón.

Jenni Morton-Humphreyses explicaba: “Hice como que estaba interesada en la bicicleta y me puse a hacerle preguntas absurdas. Le dije que el sillín estaba demasiado alto y le pregunté si podía probar la bici para ver. Me aseguré de que no llevaba en las manos más que un paquete de cigarrillos y unas llaves. Se lo di al chico para montarme en la bici y le dije: Sujétame esto”.

El ladrón se confió y le dejo probarla, entonces se escapó pedaleando con todas sus fuerzas y recuperó su bici.

Qué daños causan las drogas?


Daños causados por las drogas que fueron analizados en el estudio de "The Lancet"

a) Daños que las drogas causan al propio usuario:

- Daño Físico:
- Mortalidad específica: Expresada como tasa de la dosis letal y de la dosis estándar (para adultos).
- Mortalidad relacionada: Grado en que la vida se acorta por el uso (no incluye la Mortalidad específica), por ejemplo, accidentes de tráfico, cáncer de pulmón, VIH, suicidio.
- Daño específico a la salud física: Por ejemplo, cirrosis hepática, convulsiones, derrames cerebrales, úlceras gástricas, etc.
- Daño relacionado con las consecuencias: Actividad sexual no deseada, autolesiones, virus de transmisión sanguínea, enfisema, etc.

- Daño psicológico:
- Dependencia: grado en que crea tendencia o necesidad de seguirla utilizando a pesar de las consecuencias adversas.
- Deterioro específico del funcionamiento mental: Por ejemplo, psicosis inducida por anfetamina, intoxicación por ketamina.
- Deterioro del funcionamiento mental relacionado: Por ejemplo, trastornos secundarios del estado de ánimo, del estilo de vida de los usuarios o consumidores.

- Daño social:
- Pérdida de tangibles: ingresos, vivienda, trabajo, logros educativos, antecedentes penales.
- Grado de pérdida de relaciones con familiares y amigos. 

b) Daño que las drogas causan a terceros:

- Daño Físico y psicológico:
- Lesiones: Grado en que aumenta la posibilidad de lesiones a terceros, por ejemplo: Violencia doméstica, accidentes de tráfico, daños fetales, etc.

- Daño social:
- Delito: Grado en que la droga implica o impulsa un aumento en la criminalidad, a nivel poblacional.
- Daño ambiental: Grado en que su uso y producción causa daños al medio ambiente.
- Adversidad Familiar: Grado en que provoca, por ejemplo, desintegración familiar, carencias económicas, abandono de infantes, etc.
- Daño Internacional: Grado en que contribuye a la desestabilización de los países, la delincuencia internacional, etc.
- Costo económico: Grado en que incrementa los costos directos (salud, seguridad, servicios sociales, seguros, etc.) y los costos indirectos (pérdida de productividad, ausentismo, etc.).
- Comunidad: Grado en que produce disminución de la cohesión social y de la reputación de la comunidad.

El alcohol es más peligroso que la cocaína


El alcohol es la droga más peligrosa y por un margen considerable. Deja atrás a la heroína y al crack, según un estudio publicado en la revista científica The Lancet. Mucho más atrás aún, queda la cocaína.

El estudio fue dirigido por David Nutt, ex asesor de drogas del gobierno británico y colegas de un Comité Científico Independiente sobre Drogas. Sostiene que si las drogas se clasificaran sobre la base del daño real que causan, el alcohol ocuparía el primer puesto.

El trabajo analiza nueve categorías de daño que las drogas pueden causar al individuo y siete tipos de daños que pueden provocar a terceros. El porcentaje máximo de daño fue de 100 y el mínimo de 0. El puntaje final surge de la combinación de todas las variables.

Las nueve categorías de daño al individuo fueron: mortalidad a causa directa del consumo, mortalidad derivada del consumo, daño directo a causa del consumo, daño derivado del consumo, dependencia, discapacidad mental a causa del consumo, pérdida de capacidades de la percepción, daño a las relaciones personales y lesiones.

Las siete categorías de perjuicios a los demás fueron: crimen, conflicto familiar, daño al entorno cercano, daño al conjunto de la sociedad, costo económico y deterioro de la cohesión comunitaria.

En total, el alcohol tuvo un porcentaje de 72 -en contraste con un 55 para la heroína, 54 para el crack y de casi el triple comparado con la cocaína (27)-. Se concluyó que la heroína, el crack y la metanfetamina son las drogas más peligrosas para el usuario individual. En cambio, al contemplar también la variable social, las más dañinas son el alcohol, la heroína y el crack, en ese orden.

Los sistemas de clasificación de las drogas quedaron obsoletos 

“Nuestros hallazgos confirman trabajos anteriores realizados en el Reino Unido y Holanda, que corroboran que los actuales sistemas de clasificación de drogas tienen poca relación con las pruebas sobre daños. Concuerdan también con conclusiones de informes previos de especialistas, que estiman que tomar como blanco de forma enérgica el daño que causa el alcohol es una estrategia de salud pública válida y necesaria” escribieron los autores del estudio.

Nutt dijo a Lancet que un nuevo sistema de clasificación “dependerá de qué tipo de daños“ a uno o a otros uno intenta reducir. Pero si uno considera el daño total, el alcohol, la heroína y el crack son entonces claramente más dañinos que todas las demás drogas. Por ello es que tal vez las drogas con un porcentaje de 40 o más podrían ser Clase A, entre 20 y 30 Clase B; entre 10 y 19 Clase C y entre o y 10 Clase D”.  

Esto haría que el tabaco fuera considerado una droga Clase B al lado de la cocaína. La marihuana sería también Clase B, en lugar de C. Y el éxtasis y el LSD terminarían en la categoría más baja, la D.

Esto, más allá del aporte científico, es también un desafío para el gobierno británico para que se ocupe del delicado tema del daño relativo que causan las drogas legales e ilegales. De hecho, Nutt había sido despedido el año pasado por cuestionar el rechazo de los ministros a seguir las recomendaciones del Consejo Asesor sobre Abuso de Drogas (organismo oficial) que él presidía.

El nuevo estudio actualiza uno realizado por Nutt en 2007, que desató un debate por sugerir que el alcohol y el tabaco –disponibles y legales– eran más peligrosos que la marihuana y el LSD.  

En ese informe, el alcohol ocupaba el quinto lugar en peligrosidad. Y allí se pedía una reestructuración del sistema de clasificación de las drogas, pero los críticos cuestionaron los criterios utilizados para hacer la categorización. 

La lista de las peores drogas de adicción

1 - Alcohol (72).
2 - Heroína (55).
3 - Crack (54).
4 - Metanfetamina (33).
5 - Cocaína (27).
6 - Tabaco (26).
7 - Anfetaminas (23).
8 - Cannabis (20).
9 - Acido gama hidroxibutírico (18).
10 - Benzodiazepinas (15).
11- Quetamina (15).
12 - Metadona (14).
13 - Mefedrona (13)
14 - Butano (10).
15 - Khat (9)  (estimulante africano) 
16 - Extasis (9).
17 - Esteroides (9).
18 - LSD (7).
19 - Buprenorfina (6).
20 - Setas (5).

23 de abril de 2018

Qué es el mobbing o acoso laboral: síntomas, modalidades y consecuencias


El mobbing, acoso laboral por parte de jefes o compañeros de trabajo, no solo puede desembocar en pérdida del trabajo, sino también en serio daño psicológico de la víctima 

El acoso laboral, conocido asimismo como acoso moral, y muy frecuentemente a través del término inglés mobbing ('acosar', 'hostigar', 'acorralar en grupo'), es tanto la acción de un hostigador u hostigadores conducente a producir miedo o terror en el trabajador afectado hacia su lugar de trabajo, como el efecto o la enfermedad que produce en el trabajador.

Esta persona o grupo de personas reciben una violencia psicológica injustificada a través de actos negativos y hostiles en el trabajo por parte de sus compañeros, subalternos (vertical ascendente) o superiores (vertical descendente o el tradicional bossing), de forma sistemática y recurrente, durante un tiempo prolongado, a lo largo de meses e incluso años.

Lo que se pretende en último término con este hostigamiento, intimidación o perturbación es el abandono del trabajo por parte de la víctima o víctimas.

El científico sueco Heinz Leymann investigó el fenómeno en la década de 1980, y fue quien utilizó por primera vez el término mobbing para referirse al problema.   

Estrategias y modalidades de mobbing 

1. Gritar, avasallar o insultar a la víctima cuando está sola o en presencia de otras personas.

2. Asignarle objetivos o proyectos con plazos que se saben inalcanzables o imposibles de cumplir, y tareas que son manifiestamente inacabables en ese tiempo.

3. Sobrecargar selectivamente a la víctima con mucho trabajo.

4. Amenazar de manera continuada a la víctima o coaccionarla.

5. Quitarle áreas de responsabilidad clave, ofreciéndole a cambio tareas rutinarias, sin interés o incluso ningún trabajo que realizar («hasta que se aburra y se vaya»).

6. Modificar sin decir nada al trabajador las atribuciones o responsabilidades de su puesto de trabajo.

7. Tratarle de una manera diferente o discriminatoria, usar medidas exclusivas contra él, con vistas a estigmatizarlo ante otros compañeros o jefes (excluirle, discriminarle, tratar su caso de forma diferente).

8. Ignorarle (hacerle el vacío) o excluirle, hablando sólo a una tercera persona presente, simulando su no existencia («ninguneándolo») o su no presencia física en la oficina, o en las reuniones a las que asiste («como si fuese invisible»).

9. Retener información crucial para su trabajo o manipularla para inducirle a error en su desempeño laboral, y acusarle después de negligencia o faltas profesionales.

10. Difamar a la víctima, extendiendo por la empresa u organización rumores maliciosos o calumniosos que menoscaban su reputación, su imagen o su profesionalidad.

11. Infravalorar o no valorar en absoluto el esfuerzo realizado por la víctima, negándose a evaluar periódicamente su trabajo.

12. Bloquear el desarrollo o la carrera profesional, limitando retrasando o entorpeciendo el acceso a promociones, cursos o seminarios de capacitación.

13. Ignorar los éxitos profesionales o atribuirlos maliciosamente a otras personas o a elementos ajenos a él, como la casualidad, la suerte, la situación del mercado, etc.

14. Criticar continuamente su trabajo, sus ideas, sus propuestas, sus soluciones, etc.

15. Monitorizar o controlar malintencionadamente su trabajo con vistas a atacarle o a encontrarle faltas o formas de acusarle de algo.

16. Castigar duramente o impedir cualquier toma de decisión o iniciativa personal en el marco de sus responsabilidades y atribuciones.

17. Bloquear administrativamente a la persona, no dándole traslado, extraviando, retrasando, alterando o manipulando documentos o resoluciones que le afectan.

18. Ridiculizar su trabajo, sus ideas o los resultados obtenidos ante los demás trabajadores, caricaturizándolo o parodiándolo.

19. Invadir la privacidad del acosado interviniendo su correo, su teléfono, revisando sus documentos, armarios, cajones, etc.

20. Robar, destruir o sustraer elementos clave para su trabajo.

21. Atacar sus convicciones personales, ideología o religión.

22. Animar a otros compañeros a participar en cualquiera de las acciones anteriores mediante la persuasión, la coacción o el abuso de autoridad. 

Consecuencias psicológicas y laborales del mobbing

1. Lento deterioro de la confianza en sí misma y en sus capacidades profesionales por parte de la víctima.

2. Proceso de desvaloración personal.

3. Desarrollo de la culpabilidad en la víctima (la propia familia suele cuestionarla sobre su comportamiento).

4. Creencia de haber cometido verdaderamente errores, fallos o incumplimientos.

5. Somatización del conflicto: enfermedades físicas.

6. Insomnio, ansiedad, estrés, irritabilidad, hipervigilancia, fatiga, cambios de personalidad, problemas de relación con la pareja, depresión.

7. Inseguridad, torpeza, indecisión, conflictos con otras personas e incluso familiares.

8. Bajas laborales que el acosador suele aprovechar contra el trabajador.  

Otras consecuencias del mobbing 

1. Agresividad o aumento de la conflictividad con la familia.

2. Aumento de las enfermedades de los hijos y problemas escolares.

3. Retraimiento de la víctima con la familia y amigos.

4. Abandono de los amigos y rechazo por parte del entorno de la víctima, cansados de la "obsesión" con el problema laboral. «No te quejes, que nosotros no estamos mejor».

5. Falta de apoyo de los familiares ante los intentos de la víctima de hacer frente a la situación, legal o psicológicamente.

6. Estigmatización social en los sectores de actividad laboral.
  
El desenlace habitual de la situación de acoso laboral suele significar la salida de la víctima de la organización de manera voluntaria o forzosa.

Otras consecuencias pueden ser el traslado, o incluso el pase a situación de incapacidad permanente.

En muchos casos, el mobbing persiste incluso después de la salida de la víctima de la empresa, con informes negativos o calumniosos a futuros empleadores, eliminando así la empleabilidad externa de la víctima. Se trata de una especie de "re-mobbing".

La recuperación definitiva de la víctima suele durar años y, en casos extremos, no se recupera nunca la capacidad de trabajo.